Mi suegra quería cogerme y se folló al perro





Esta mujer es un caso, quería tener una noche loca y como la rechacé se cojió al pobre animal, aunque al perro no le vino mal de todo porque en cuanto la mujer le meneó la pija se excitó y también quería follársela, llegado a ese punto a mi mascota le daba igual que fuera un chocho viejo, el caso era mojar el churro en algún boquete, y como mi suegrita estaba caliente como una chimenea en pleno mes de enero, pues le vino de perlas tener a la mujer a cuatro patas y enterrarle todo el ciruelo en la vagina hasta que casi la aplasta cuando le estaba empujando el rabo y daba con la cabeza contra la pared.


Animal Sex